El árbitro en los partidos de pádel

Cuando pensamos en un partido de pádel, se nos viene a la mente la pista, los jugadores, las palas y las bolas. Pero hay otros actores importantes que están presentes, sobre todo, en las competiciones oficiales, y que es necesario para un correcto desarrollo del partido: el equipo arbitral.

20130626001_p_p_wpt_coruna

Se suele decir que el pádel tiene auto-arbitraje, lo que significa que son los propios jugadores los que cumplen y velan porque se respeten las normas. La normativa establece que puede haber arbitraje activo o pasivo. En el primer caso, el juego se suspende cuando el equipo arbitral señale las infracciones del juego. Sin embargo, en el arbitraje pasivo, los miembros del equipo de árbitros intervienen directamente cuando ocurran supuestos como que un jugador toque la red, que la pelota se cuele a través de esta o que se hagan golpes antirreglamentarios, en el resto de las jugadas, actúan a requerimiento de los jugadores.

Árbitro o juez de silla

El juez de silla es poco habitual en pádel, y sólo suele recurrirse a él en determinados partidos marcados por los correspondientes reglamentos. Por ejemplo, la Federación Española de Pádel determina que esté presente el juez de silla en las finales de los campeonatos de España por parejas, en semifinales del campeonato de España absoluto y campeonatos internacionales; y en los cuartos de final de campeonatos internacionales que se disputen en la pista central.

arbitro pádel

Funciones del árbitro

Además de arbitrar, el juez debe cumplir otras funciones dentro de la competición, como son elegir los horarios, decidir si la pista es reglamentaria o debe cambiarse, notificar el sistema y las condiciones de juego a los jugadores, anunciar los criterios que se van a seguir en cuanto al sorteo de pistas, aplicar los cambios de pelota y estar presente en el recinto durante todos los partidos de la competición (o establecer a un juez árbitro adjunto que le sustituya). También debe asegurarse de que todos los jugadores hayan abonado la inscripción, o que su edad o nacionalidad se corresponda con la categoría de la prueba. Una vez que finalizan todos los encuentros, debe enviar los resultados a la Federación correspondiente para que se tome nota de la puntuación de la competición.

Cómo ser árbitro de pádel

Además de conocer a fondo todas las técnicas y movimientos permitidos en el pádel, hay que contar con una acreditación oficial. Lo habitual es que las propias Federaciones realicen cada cierto tiempo cursos de juez árbitro para todas aquellas personas que quieran formarse de manera oficial.

¿Cuál es la edad idónea para comenzar a jugar al pádel?

El deporte ofrece numerosos beneficios y, por ello, se recomienda empezar a practicarlo a edades tempranas. El pádel, por sus características, es una disciplina que los niños pueden aprender con facilidad, divertida y muy social.10696405_807969455921407_4691424965307454977_n

Cuándo comenzar a jugar

Este deporte requiere de cierta técnica y de movimientos precisos, por lo que no se recomienda que los niños reciban clases cuando son aún demasiado pequeños. La edad más baja para iniciarse en esta disciplina se sitúa en los 5 años, aunque también depende de las destrezas del niño y de su desarrollo físico y personal. Hay quienes optan porque primero aprendan a jugar al tenis, mientras que hay quienes deciden comenzar directamente por el pádel. Ambas opciones son válidas, aunque habrá que tener en cuenta, que quienes cambien de deporte tendrán que tener un periodo de adaptación previo, para evitar cometer errores y mantener algunos vicios del tenis en el pádel, que pueden hacer que el juego no sea tan fluido como debiera.

Beneficios del pádel en los niños

Este deporte facilita el desarrollo de la coordinación en los niños, mejorando notablemente su psicomotricidad. Además, les ayuda a mejorar su orientación espacial y su coordinación óculo-manual. Es una disciplina aeróbica que produce una considerable quema de calorías, lo que ayuda a combatir la obesidad en algunos casos y en general, mejora el tono muscular de los menores.

Pero no sólo tiene ventajas en el plano físico, ayudándolos a tener una vida más saludable a través del deporte, sino que ayuda en el ámbito social y personal. Al ser un deporte por parejas e incluso equipos, el pádel mejora la socialización de los niños y los hace ser más competitivos y, a la vez, colaborativos. La diversión es el aspecto más importante en la relación entre el deporte y los niños. Necesitan una disciplina que les guste y les motive. El pádel, al tratarse de un deporte de reglamento sencillo, fácil de aprender y muy social, suele cumplir las expectativas de los menores. Otro beneficio a destacar es que al ser un deporte relativamente fácil, donde se puede mejorar técnicamente con los entrenamientos oportunos, a medida que van siendo consciente de su evolución, ganan confianza y su nivel de autoestima aumentará.

Cómo entrenar con niños

Hay que tener en cuenta que los niños tienen un ritmo diferente al de los adultos. En primer lugar, el deporte debe ser para ellos una forma de diversión y no una obligación. Es bueno que esta actividad se realice porque los pequeños la han elegido y no porque los padres hayan decidido que éstos reciban clases.

También hay que tener en cuenta que la concentración de los niños y su fuerza física es inferior a la de los adultos y por eso, debe establecerse una rutina diferente. Si el niño es buen jugador de pádel y quiere participar en competiciones oficiales, hay que ser conscientes de que esto requiere mayor intensidad en los entrenamientos y de que los padres tienen un papel fundamental para conseguir una buena conciliación entre los estudios y la competición.

Cómo afrontar las lesiones más habituales en el pádel

Ya hemos visto cuáles son las lesiones más típicas de los jugadores de pádel y cómo prevenirlas, pero, ¿qué podemos hacer si ya  nos hemos lesionado? Lo fundamental es no forzar los músculos y no volver a remotar las actividades deportivas hasta que no se haya recuperado por completo la zona.

Fascitis plantar

La fascitis plantar es una inflamación de la planta del pie, concretamente, en la zona del talón. Está producida por malos hábitos o por el uso de un calzado inadecuado. Si se produce, lo mejor es no llevar a cabo ningún tipo de sobrecarga en la zona y aplicar frío para rebajar la inflamación. Si el dolor es muy intenso puede tomarse algún tipo de analgésico o antiinflamatorio, siempre y cuando lo recomiende el médico. En esta lesión la consulta a un fisioterapeuta es más que recomendable ya que podrá ayudarnos con tratamientos combinados como masajes o la adaptación de plantillas para que no vuelva a producirse de nuevo la misma lesión.

fisio

Tendinitis en el hombro

Esta lesión puede llegar a ser muy molesta porque de agravarse, llega a hacer que la persona pierda movilidad en el brazo. La tendinitis en el hombro o pinzamiento provoca dolor y limitación de movimientos. Por eso, nada más sentir dolor y molestias en la zona es importante reducir la inflamación en la zona para que los músculos puedan descansar. Se puede colocar hielo varias veces al día durante periodos cortos (no más de un cuarto de hora) y reducir al máximo los movimientos de la zona. Los estiramientos y ejercicios para fortalecer estos músculos pueden ayudar a que en el futuro no se reproduzca la lesión.

Codo de tenista

Esta lesión se manifiesta en forma de dolor en la parte lateral del codo, que va aumentando poco a poco. En los primeros días hay que dejar reposar la zona aplicando hielo varias veces al día. También ayudan los estiramientos de codo y muñeca con varias repeticiones diarias. Sin embargo, no hay que forzar nunca la zona, ya que las microrroturas del tejido interno que han causado la lesión podrían agravarse si se fuerza la articulación.

Desgarros musculares

Los desgarros musculares son una de las lesiones más dolorosas y molestas que pueden producirse en la práctica deportiva. Para tratarla, al igual que en las anteriores, el reposo y el frío son fundamentales. Dependiendo de la intensidad del desgarro muscular puede ser necesario reposo absoluto, por lo que un médico deberá evaluar la respuesta de los músculos ante una actividad normal para evitar que la lesión se agrave.

fisio2

En todos los casos es importante acudir a un profesional de la salud para que nos dispense un tratamiento adecuado. En muchas ocasiones, recurrir a un fisioterapeuta es una buena manera de ayudar a acelerar la recuperación y, a la vez, aprender buenos hábitos durante la práctica deportiva. Y recuerda que el calentamiento y los estiramientos antes y después de jugar a pádel pueden ayudar a prevenir muchas lesiones, por lo que es fundamental aprender a hacerlos de una manera correcta.

Las lesiones más típicas de los jugadores de pádel: ¿por qué ocurren?

Al igual que en la práctica de cualquier otro deporte, al jugar al pádel nos exponemos a que sucedan lesiones. Si hacemos un buen calentamiento previo, tenemos unos buenos hábitos deportivos y utilizamos un equipamiento de calidad, las lesiones no deberían aparecer. Sin embargo, no siempre se cumplen todas las condiciones favorables para practicar este deporte. ¿Quieres saber cuáles son las más habituales y por qué se producen? Sigue leyendo y aprenderás a evitarlas durante la práctica de tu deporte favorito.

Fascitis plantar

La fascia del pie es una zona elástica ubicada en la planta que ayuda a amortiguar el peso al caminar. Si  no estamos acostumbrados a practicar deporte habitualmente o si llevamos un calzado inadecuado, puede producirse una inflamación en esta zona. Es lo que se conoce como fascitis plantar y puede llegar a producir un dolor que incapacita a la persona.

Sin embargo, hasta los mejores jugadores de pádel, como el número 1 del mundo Fernando Belasteguín, han llegado a padecer esta lesión. Aquellos que practican deporte de forma regular tienen muchas posibilidades de padecer fascitis plantar debido a los movimientos, saltos e impactos contra el suelo. En el caso del pádel, se produce por el constante movimiento de los pies en la posición de la pista para estar siempre preparados ya que este hecho genera mucha tensión en la planta.

fascitis

Se recomienda prevenirla con un estiramiento de la planta del pie después del partido, tirando de los dedos y el antepié hacia nosotros (con la mano o con la ayuda de una toalla) durante aproximadamente 20 segundos.

Hay que tener especial precaución, ya que conforme va pasando el día y el pie va entrando en calor el dolor va remitiendo, con lo que podemos esta forzando esta zona estando lesionada y, por tanto, perjudicando aún más la lesión. Se debe prestar atención al calzado que utilizamos y evitar las zapatillas inadecuadas.

Tendinitis en el hombro

La tendinitis es muy común ya que los movimientos repetitivos hacen que los músculos y los tendones tengan que hacer un esfuerzo extra. En los jugadores de pádel ocurre lo mismo, sobre todo en el tren superior que es el que más se fuerza. La tendinitis del puede llegar a limitar algunos movimientos del brazo.

hombroA menudo se produce por un aumento muy significativo del nivel de la actividad o por participar en sesiones de entrenamiento demasiado largas, sin los descansos recomendados. También es común que se produzca en jugadores novatos que desconocen la técnica en determinados golpes, sobre todo de bandeja y pegada, en los que se requiere mayor velocidad y potencia.

Para prevenirla se recomienda moderar la duración y controlar la modificación progresiva del nivel de actividad en los entrenamientos y calentar antes de jugar y estirar después.

Codo de tenista

Lo que se conoce como codo de tenista no es más que otro tipo de tendinitis, esta vez, situada en la articulación del codo. Este problema aparece como consecuencia de malas prácticas de los jugadores que usan en exceso la extensión de la muñeca, es decir, que realizan repetitivos movimientos de esta articulación en extensión, transmitiendo una fuerza ascendente a tendones y epicóndilo, y provocando con el tiempo, dolor en el mismo.

EpicondilitisPadel

El “jugador tipo” que sufre este tipo de problemas suele ser aquel que nunca ha recibido clases técnicas de pádel y empiezan a jugar partidos sin tener del todo adquirida la técnica básica del pádel. Y entre ellos, es más frecuente en aquellos que tienen un juego agresivo en el que la fuerza es su prioridad.

Es importante no sobrecargar la zona y evitar movimientos forzados de muñeca; además de escoger una pala con el tamaño del puño adecuado y colocar la empuñadora correctamente. Se recomienda la empuñadura llamada continental, que consiste en agarrar la pala como si fuésemos a clavar con ella algo en el suelo. Es una empuñadura intermedia que favorece el revés y la volea, los movimientos más viciados con la muñeca.

Desgarros musculares

Un desgarro muscular supone la rotura de las fibras a causa de un mal calentamiento. Suele producirse cuando el músculo se contrae después de haberse estirado demasiado. Esta es una lesión que, aunque puede producirse en cualquier momento, suele aparecer al principio de la actividad, cuando no se ha calentado bien, o bien cuando se lleva jugando demasiado tiempo y los músculos están extenuados. Es importante que al notar este dolor brusco se detenga inmediatamente toda la actividad para no empeorar la lesión.

36

Ante cualquier molestia jugando al pádel es importante acudir a un médico que pueda evaluar la lesión. Siguiendo sus indicaciones y con la ayuda de un fisioterapeuta es posible mejorar rápidamente y volver a jugar este deporte. Eso sí, cambiando los hábitos para evitar una nueva lesión.

Las mejores palas para ellas

Para jugar al pádel es fundamental tener una pala adecuada al estilo de juego. Por eso no se recomienda que los jugadores compartan pala, porque cada uno tendrá unas características de juego distintas. Al igual que en otros deportes, en el pádel también hay un equipo diferenciado para hombres y mujeres. En este caso la diferencia va más allá de un diseño estético. 

jugadora

Cómo elegir nuestra pala ideal

A la hora de elegir una pala tenemos que tener en cuenta varios detalles.

En primer lugar, el nivel de juego que tenemos. Para una jugadora ocasional lo mejor es escoger una pala de nivel principiante o intermedio con la que ir aprendiendo hasta que hayamos dominado la técnica. Será entonces el momento de cambiar a otra más profesional.

Pero no sólo tendremos en cuenta eso, sino también su forma: de lágrima, diamante o redonda, según lo que busquemos. Si queremos mucho control (algo muy recomendable en jugadores principiantes), debemos buscar una pala redonda, ya que éstas tienen el punto dulce amplio. Así la zona óptima de golpeo será más grande. Si, por el contrario, necesitamos más potencia, debemos buscar una pala con forma diamante y un punto dulce más pequeño que, al golpearlo, proporciona gran salida de bola.  Las palas con forma de lágrima aportan un equilibrio perfecto entre control y potencia.

El peso de las palas. -independientemente de los añadidos que se le puedan poner después como el overgrip o un protector, las palas para mujeres son mucho más ligeras y su peso oscila entre los 350 y los 380 gramos. Concretamente, se recomiendan palas de entre 355-365 gramos para mujeres con una constitución normal y palas de entre 365-375 gramos para mujeres de constitución fuerte.

Las mejores palas

Una vez que tenemos claras las características que buscamos en nuestra pala de páde,  llega el momento de elegir una. Una gran mayoría de marcas ofrecen en sus líneas deportivas palas específicas para mujer a precios que oscilan entre los 70 y los 300 euros, dependiendo de las características de la pala y los accesorios que traigan consigo.

Si tienes alguna duda siempre puedes preguntar a nuestros profesionales que podrán aconsejarte sobre la mejor pala para ti. Cada jugadora tendrá sus propias preferencias, pero si no sabes por dónde empezar a buscar, aquí te proponemos dos modelos por cada nivel de juego:

Iniciación-intermedio: Quantum 2 Lady de Mystica y el modelo Libra 14 de Bullpadel

q OK  libra14 OK

Avanzado: la espectacular Proteo V Lady de Mystica y la Full 2 Lady de Middle Moon.

proteovfull2

Profesional: pala Connan Woman BL 1.5 de Vision y Zephyr 3.0 N2 2014 de Head

visionOKzephyrOK

 

Tipos de smash en el pádel

Aunque muchos jugadores novatos piensan que el pádel y el tenis son muy parecidos, lo cierto es que sus golpes y la manera de plantear el partido hacen que sean deportes muy distintos. Es importante conocer bien la técnica y corregir los distintos vicios que podamos tener como dejar la muñeca floja, levantar los codos o no flexionar de manera correcta las piernas. Una vez que se consigue la suficiente soltura con los golpes, el juego llega de manera fluida y cómoda.

Hoy vamos a ver algunos golpes ofensivos que se utilizan en el pádel. Estos golpes se conocen como “smash” y básicamente hay tres tipos distintos. Una vez que los dominemos a la perfección podremos disputar los puntos correctamente a nuestros rivales.

Smash de potencia

Este golpe es fuerte y hay que hacerlo de manera correcta. Si conseguimos ejecutarlo bien, podremos incluso ganar el punto que se está disputando. Para obtener la potencia adecuada tenemos que realizar el golpe colocando el cuerpo de la manera adecuada: de costado y con los pies separados, en línea. Los brazos son los que imprimirán la fuerza al golpe: el brazo libre queda extendido señalando hacia delante y hacia arriba, mientras que la paleta queda por encima de la cabeza. El golpe hace que la pelota salga con fuerza y que el contrario tenga que hacer un gran esfuerzo para atraparla.

gutierrez 1Juanjo Gutiérrez

 Smash de bandeja

Este es el golpe más habitual en el pádel. Sirve para recibir pelotas en globo retrasadas en la pista. Es muy útil porque nos ayuda a recuperar la posición en la red y no perder la iniciativa en el juego. Para los jugadores primerizos o los que vienen de deportes como el tenis es un poco complicado porque el concepto puede parecer complicado. Sin embargo, una vez se aprende es uno de los más útiles de este deporte. El recorrido es corto y con ello se consigue controlar mejor la velocidad con la que se golpea a la bola. Si la bola viene muy pasada tendremos que saltar un poco para colocarnos detrás de la pelota y dar el golpe de manera correcta.

bandeja2

Smash víbora

Este tipo de golpe suelen realizarlo jugadores experimentados debido a su complejidad. Es un golpe mixto, ya que combina el inicio del smash de potencia pero se ejecuta a la altura del smash de bandeja, golpeando la pelota por uno de sus lados, imprimiendo un gran efecto para que el rebote en la pared del contrario sea complicado de devolver.  Si consiguen devolverla, la pelota debería llegar fácil para poder rematarla y así conseguir ganar el punto. vibora

Estos son algunos de los golpes ofensivos que existen en este deporte. El resto del juego se complementa con otros golpes como son el saque, el revés o la volea. Una vez que el jugador es capaz de dominarlos todos ya puede disputar un partido completo con soltura ante sus rivales.

hora_padel

¿Cuál es la mejor hora para jugar al pádel?

Muchos jugadores amateurs se preguntan cuál es el mejor momento del día para jugar al pádel. En realidad no hay una hora concreta, ya que todo depende de los biorritmos de cada uno y de las horas que tengan libres. Las pistas de pádel de los clubs suelen estar llenas los fines de semana, ya que es cuando más tiempo libre tenemos, pero también entre semana suele haber determinadas horas en las que están mucho más solicitadas.

¿Hay alguna hora específica en la que se pueda jugar mejor?

hora_padel

Las tres de la tarde

Según un estudio, el cuerpo responde mejor al ejercicio físico a partir de las tres de la tarde. Por la mañana se corre el riesgo de caer lesionado con más frecuencia si no se hace un calentamiento adecuado para preparar los músculos. Sin embargo, a partir de esta hora el flujo sanguíneo está más estabilizado y los músculos tienen una temperatura correcta para hacer ejercicio sin lesionarse. Los pulmones también responde mejor: los alvéolos están en plena actividad y el oxígeno llega mucho mejor a la sangre. Sin embargo, por la tarde aunque es una buena hora debido la situación del cuerpo, sí es cierto que no se recomienda la práctica del deporte si tenemos que acostarnos pronto. La explicación es sencilla: con el deporte se activa el cuerpo por lo que si tenemos que madrugar al día siguiente no se recomienda jugar al pádel a las últimas horas del día ya que acabaremos durmiendo mucho menos.

En verano, por la mañana o por la tarde

Esta teoría está muy bien para una temperatura neutra, pero ¿qué ocurre en verano? Lo mejor es evitar las horas centrales del día porque es cuando más calor hace y podemos sufrir alguna lipotimia o un golpe de calor si no tenemos cuidado al practicar deporte. Lo mejor, en estos casos, es que utilicemos las primeras horas de la mañana o las últimas de la tarde, cuando el clima es mucho más fresco y las temperaturas dan una tregua. Es recomendable, también, que llevemos alguna camiseta de repuesto para no enfriarnos al sudar mucho. El agua nunca puede faltar y si la pista está al aire libre, la crema solar es imprescindible, aunque sean horas en las que el sol no esté muy alto: hay que proteger siempre la piel porque en verano los rayos UVA son más agresivos que durante el resto del año.

Pistas acondicionadas

Si contamos con un club de pádel que tenga pistas acondicionadas, la hora del día no es muy importante porque las pistas suelen mantener la temperatura adecuada gracias a los sistemas de climatización. Sí que hay que tener en cuenta que hay que hidratarse durante el partido y tener a mano algunos alimentos ricos en potasio como el plátano, ya que nos ayudarán a mantener la energía durante el partido.

En definitiva: la hora perfecta para jugar al pádel la pones tú: busca aquella en la que rindas mejor y se adapte mejor a tu ritmo de vida y, simplemente, disfruta del deporte.

 

Pistas cubiertas o al aire libre. ¿Cuál elegir?

Cada día hay más pistas de pádel disponibles para que tanto jugadores profesionales como aficionados puedan disfrutar de la práctica de ese deporte. Unos prefieren las pistas al aire libre u outdoor, mientras que otros son fieles a las indoor o pistas cubiertas. Cada una de ellas tiene sus pros y sus contras, por lo que dependiendo de tu estilo de juego y de tus movimientos puede que te sientas más cómodo en una que en otra.

Sus ventajas e inconvenientes son obvios, pero no está de más recordarlos para decantarnos por una u otra para así tomar la mejor elección.

Pistas al aire libre

La principal ventaja de estas pistas es que el jugador no tiene que preocuparse por la altura de la misma. Al ser al aire libre, todos los golpes amplios que se dan en este deporte pueden realizarse con total libertad sin peligro de que choque con el techo o con la estructura de la pista cubierta. Otra ventaja es que, al estar al aire libre, no hay peligro de que el jugador pueda resfriarse por un exceso de aire acondicionado en el pabellón ni por un calor extremo si la ventilación no es la adecuada.

Por el contrario, los contras de utilizar una pista outdoor es que las condiciones climáticas no pueden controlarse y es posible que exista viento o haya riesgo de lluvia y que la partida acabe pasada por agua al no haber zonas cubiertas.

PD080C

Pistas cubiertas

Por su parte, la gran ventaja de las pistas cubiertas es que no dependemos del clima para poder jugar, ya que nieve o llueva, el terreno de juego no se verá afectado. Además, una vez que hayamos comprobado la temperatura del local, podremos utilizar siempre la misma ropa para jugar, ya que la temperatura se mantendrá más o menos estable durante todo el año.  Sí que habrá que tener en cuenta la climatización, ya que si la ventilación no es la adecuada o el equipamiento no tiene la potencia necesaria para toda la zona, los jugadores podrían sentir fatiga más rápido al estar el aire viciado e, incluso, tener que hidratarse más a menudo si la temperatura es superior a la que normalmente se tiene durante el juego. Estos aspectos suelen tenerse en cuenta al iniciar la partida y, una vez que el jugador ha disputado varios partidos en el mismo recinto, ya sabe exactamente cómo ha de vestir y cuándo ha de hidratarse.

pista_cubierta

Las desventajas de la pista indoor son, precisamente, las ventajas de jugar al aire libre: como el techo está cubierto, es posible que algunos golpes altos choquen con las estructuras del pabellón, por lo que tendremos que controlar la potencia y ser más precisos. No obstante, para los jugadores acostumbrados a este tipo de pistas, estas desventajas se superan rápido y no llegan a afectar en la práctica al juego ya que los golpes se interiorizan.

¿Cuál es la mejor? Ambas son idóneas si están bien equipadas para la práctica del deporte, por lo que es decisión del jugador optar por una u otra. Por suerte, ya hay muchos clubes que disponen de ambas modalidades, combinando pistas indoor y outdoor. Lo mejor es elegir aquella a la que tengamos más acceso para poder adaptarnos a ella rápidamente y disfrutar más de la práctica del deporte.

Tipos de torneos en el pádel

Aunque las reglas del pádel son las mismas para todos, hay varios tipos de torneos que pueden disputarse según la manera en la que se puntúa o se inscriben los jugadores. Hay muchos tipos de torneos: desde competiciones en los que todos juegan contra todos hasta auténticas ligas profesionales por equipos con distintos niveles de jugadores.

post_blog

Parejas

El torneo por parejas suele ser el más común entre los aficionados al pádel. En estos casos el torneo puede durar desde un fin de semana hasta un periodo largo, según el número de parejas inscritas y las bases del torneo. La pareja siempre la forman las mismas personas, lo que quiere decir que no hay cambios ni sustituciones. Los puntos se cuentan según los partidos que hayan ganado y que sirven para determinar quién pasa la eliminatoria o no. Es el tipo de torneo del circuito profesional World Padel Tour, y el más utilizado en clubes sociales, asociaciones amateurs y aficionados al pádel que quieren organizar partidos de una manera habitual.

Equipos

Los torneos por equipos suelen ser ligas de larga duración en las que compiten un número determinado de equipos. Cada uno de ellos debe presentar una serie de jugadores según el reglamento del torneo en cada caso. Por ejemplo, pueden ser equipos de hasta 20 jugadores con un número mínimo de jugadoras femeninas.

Los torneos por equipos se celebran a lo largo de un tiempo y en cada partido se enfrentan dos jugadores de cada uno de los equipos según un calendario establecido previamente. Las parejas suelen formarse dependiendo de los puntos que cada jugador vaya acumulando a lo largo del torneo. Los capitanes de cada equipo deberán notificar antes de la celebración del partido los nombres de los jugadores que van a disputar el encuentro.

Este tipo de enfrentamientos suelen ser los que se realizan en ligas semiprofesionales o torneos de federaciones y en muchas ocasiones es necesario ser jugador de pádel federado para poder acceder al mismo.

Mixtos

Al igual que en otros deportes, en el pádel también hay torneos mixtos en los que las parejas están formadas por un hombre y una mujer. Muchos jugadores prefieren otras formas de torneo porque consideran que en ocasiones los mixtos hacen que la pareja no esté igualada. Sin embargo, como en la mayoría de los deportes, el entrenamiento es el que hace descubrir cuáles son los puntos débiles del compañero. De esta manera los jugadores pueden complementarse entre sí para lograr una pareja perfecta.

Torneo americano

Este tipo de torneo se celebra en el mismo día y suele ser muy corto. Por lo general se juega entre 8 ó 16 jugadores, dependiendo de las pistas que haya disponibles y el nivel de los jugadores. La dinámica es sencilla: se van haciendo rondas y todos los jugadores se enfrentan contra todos en distintas zonas. Las reglas varían dependiendo de la organización, aunque por lo general los partidos se juegan a un solo set. Los puntos se anotan de manera individual y el que haya hecho un mayor número al final de todos los partidos disputados, gana. Es una buena forma de celebrar partidos entre amateurs o de conocer nuevos jugadores.

 

Cuídate para evitar lesiones: calentamiento y estiramientos básicos

Al igual que a la hora de practicar cualquier deporte, si vamos a jugar un partido de pádel es necesario hacer un calentamiento previo para evitar lesiones en las articulaciones. Hay que calentar y estirar tanto antes como después del partido y así conseguiremos que el cuerpo no sufra en la práctica del deporte.

estiramiento1

Un fallo de los jugadores primerizos es prestar atención solamente a los brazos y no estirar las piernas o no hacerlo de manera suficiente. De ahí que muchas lesiones en el pádel acaben siendo en la zona de los gemelos o los tobillos. Aunque parezca que sólo se juega con la parte superior del cuerpo, las piernas también juegan un papel muy importante en el pádel. ¿Quieres saber cuáles son los estiramientos básicos que debes realizar?

Antes de jugar el partido:

Extremidades inferiores
Hay que preparar muy bien los músculos de las piernas, ya que durante todo el partido se hace un ejercicio intenso en ellas. Comenzaremos estirando gemelos y cuádriceps manteniendo la posición. Puedes ayudarte del entorno en el que estás para estirar las piernas. Completa el tren inferior con los tobillos, glúteos e isquiotibiales.

estiramiento2Calentando el cuerpo
Ya que hemos estirado los músculos de la parte inferior del cuerpo podemos hacer una pequeña carrera a trote de unos 3 minutos para calentar el resto de las articulaciones corporales. Además, nos ayudará a entrar e ir regulando la respiración de cara al ejercicio físico.

Extremidades superiores
Para finalizar, estiraremos las extremidades superiores del cuerpo. Es importante estirar bien el brazo, antebrazo, los tríceps y deltoides para que nuestra espalda no sufra. Los movimientos con la raqueta pueden ser bruscos a veces y si el cuerpo no está preparado pueden acabar lesionándose por un movimiento demasiado seco.

Después de acabar el partido

Pero el estiramiento no acaba aquí: al finalizar el partido, después de una sesión intensa de deporte, también hay que estirar los músculos para que vuelvan a su posición original de relajación. De esta forma evitaremos agujetas y nuestro cuerpo estará mucho más descansado tras el ejercicio. Es conveniente estirar al menos 10 ó 15 minutos después del partido para que los músculos se relajen por completo.

Para los estiramientos al final del partido conviene seguir una rutina de abajo a arriba o viceversa para que no se nos olvide ningún músculo. Lo mejor es hacer series de repeticiones breves manteniendo la posición unos 10 segundos. Es muy importante, en este momento, descargar sobre todo la parte de la espalda y los hombros, que son los músculos que han sufrido movimientos más “explosivos” durante el juego.

De esta forma mejora la circulación sanguínea en los músculos y éstos aumentan su elasticidad notablemente. Además, se previenen los calambres, que no son más que espasmos musculares por la falta de minerales en el músculo. Si la circulación sanguínea está activa y en orden, no se producen al pasar correctamente todos los nutrientes y elementos necesarios hasta los músculos.

Por lo tanto, tan importante es el calentamiento previo como el estiramiento al finalizar ejercicio físico. Así se evitan lesiones y se mantiene el cuerpo mucho más flexible y saludable durante la práctica del deporte.